Actualización 2006 del informe de ONUSIDA sobre la epidemia del SIDA

Keith Alcorn
Published: 23 November 2006

ONUSIDA hizo publico hoy nuevas estimaciones mundiales sobre la escala de la pandemia del VIH y declaró que en 2006 hay aproximadamente 39,5 millones de personas viviendo con VIH, 2,6 millones más que en 2004.

Dos tercios de estas personas viven en el África subsahariana, y un tercio de la población mundial con VIH vive en el sur de África. Un tercio de todas las muertes mundiales por SIDA en 2006 se produjeron en el sur de África.

Se estima que, sólo en 2006, se han infectado 4,3 millones de niños y adultos (frente a 3,9 millones en 2004). Los jóvenes entre 15 y 24 años supusieron el 40% de las nuevas infecciones en 2006.

La epidemia sigue creciendo más rápidamente en Europa del Este y Asia central (270.000 nuevas infecciones en 2006 frente a 170.000 en 2004), un aumento del 70%. Dos terceras partes de las infecciones son debidas al hecho de compartir material de inyección.

Se estima que un millón de personas en todo el África subsahariana recibían antirretrovirales en junio de 2006, algo menos de la cuarta parte de las que los necesitan.

Sur de África

Aunque se han registrado descensos en la prevalencia en Zimbabue, deberíamos ser precavidos con estas cifras, advierte ONUSIDA. No reflejan una tendencia regional. En Botsuana, la prevalencia del VIH entre las mujeres embarazadas de entre 30 y 34 años aún sigue aumentando, aunque ha disminuido algo en mujeres entre 16 y 24 años. En Suazilandia, actualmente uno de cada tres adultos vive con VIH. El 59% de las personas con VIH en el África subsahariana son mujeres.

La tasa de mortalidad entre las mujeres entre 25 y 34 años aumentó cinco veces en Suráfrica entre 1997 y 2004, frente a la duplicación de la de hombres entre 30 y 34 años. Las mujeres están adquiriendo la infección antes y por ello, muriendo más jóvenes.

Aunque se han registrados retrasos en la primera actividad sexual en algunos países del sur de África, el impacto de la epidemia sobre las mujeres jóvenes es enorme. En Lesotho, menos del 10% tiene VIH entre los 18 y 19 años; para la edad de los 24 años, el 40% tiene VIH. En Suráfrica, la prevalencia del VIH está en torno al 14-16% en mujeres jóvenes embarazadas entre 15 y 19 años y 28-31% en mujeres embarazadas entre 20 y 24 años.

Las mujeres jóvenes en Suráfrica son cuatro veces más propensas que los hombres a adquirir la infección (prevalencia del 17% entre 15-24 años frente al 4,4% entre hombres jóvenes).

África Occidental

La epidemia en el oeste de África continúa siendo menos grave, con tasas nacionales de prevalencia inferiores al 4%. Sin embargo, la investigación ha descubierto recientemente altos niveles de VIH entre hombres que tienen sexo con hombres en Senegal (22%), entre poblaciones de reclusos en Ghana (19%), y trabajadores del sexo comercial (30%), lo que pone de relieve la importancia de realizar intervenciones orientadas a grupos de alto riesgo en el entorno africano. Por primera vez, también se está señalando el uso de drogas inyectables como una ruta significativa de nuevas infecciones en el África subsahariana.

África Oriental

En el este de África, se ha registrado una prevalencia estable o descendente, pero el informe advierte de aumentos de la incidencia de VIH desde el año 2000 en Uganda, al tiempo que en las encuestas nacionales se ha registrado un aumentó de las parejas casuales múltiples y un uso irregular del condón.

VIH y tendencias de comportamiento sexual entre los jóvenes

UNGASS 2001 estableció un objetivo para 2005 de una reducción del 25% en la prevalencia entre los jóvenes.

La prevalencia del VIH en este grupo ha descendido en 8 de 11 países del sur y este de África en los que hay datos suficientes (no existen indicios de descenso en Suráfrica, Zambia y Mozambique).

Los datos sobre el comportamiento son contradictorios, mejoras globales en Kenia, mejores tasas de uso de condón en Suráfrica, Tanzania y Uganda, pero aumentos de las actividades de alto riesgo entre subgrupos en algunos países, como por ejemplo Camerún.

El indicio más firme de cambio de comportamiento entre los jóvenes proviene del este de África. El cambio de comportamiento entre este grupo influirá el futuro curso mundial de la epidemia, afirma ONUSIDA.

Traducción: Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH (gTt)

Asia

Se estima que actualmente 8,6 millones de personas viven con VIH en Asia, 5,7 millones de las cuales están en la India. En 2006, 960.000 personas se infectaron y ese mismo año murieron 630.000 por culpa del SIDA.

La terapia antirretroviral llega a 235.000 personas en Asia, sólo el 16% de las que la necesitan.

En China viven aproximadamente 650.000 personas con VIH. La mitad de las nuevas infecciones que se produjeron en 2005 fueron consecuencia de la práctica de sexo sin protección.

Los programas de intercambio de jeringuillas en China están empezando a dar resultados, con una reducción del uso compartido de las jeringuillas declarado por los usuarios de drogas. Pero China aún necesita hacer más, especialmente en relación a la superación de la oposición al intercambio de jeringuillas a escala local.

Aunque el intercambio de jeringuillas en China está resultando en una reducción del uso compartido de jeringuillas, el uso del condón es muy bajo entre los usuarios de drogas, lo que ilustra la necesidad de realizar intervenciones orientadas e integradas.

El VIH sigue extendiéndose rápidamente entre los hombres que practican sexo con hombres en China, la India y el sureste asiático, pero pocos programas nacionales del SIDA tratan este grupo de forma adecuada.

La epidemia en la India parece estabilizarse o disminuir en el sur, pero aumenta de forma modesta en el norte. Existen significativas diferencias regionales respecto a los factores de riesgo, siendo el uso de drogas inyectables más notable cerca de la frontera nororiental con Myanmar. Los programas de reducción de daños en la India constituyen un paso esencial para limitar el escalado de la epidemia, que ya es una de las mayores del mundo.

Together, we can make it happen

We can end HIV soon if people have equal access to HIV drugs as treatment and as PrEP, and have free choice over whether to take them.

Launched today, the Community Consensus Statement is a basic set of principles aimed at making sure that happens.

The Community Consensus Statement is a joint initiative of AVAC, EATG, MSMGF, GNP+, HIV i-Base, the International HIV/AIDS Alliance, ITPC and NAM/aidsmap
close

This content was checked for accuracy at the time it was written. It may have been superseded by more recent developments. NAM recommends checking whether this is the most current information when making decisions that may affect your health.

NAM’s information is intended to support, rather than replace, consultation with a healthcare professional. Talk to your doctor or another member of your healthcare team for advice tailored to your situation.